Facebook Twitter Google Plus
"Nosotros presentaremos jugadores y ellos tendrán que aceptar porque es lo que pensamos que necesita el equipo"

Hace mucho que las palabras se las llevó el viento

Escrito por Álex López Sanfeliu

Jueves, 02 Marzo 2017 01:06
Reportar vídeo Reportar

1       
Pulse para ampliar

El nuevo director deportivo en su presentación.

Todo lo dicho por el nuevo director deportivo del Valencia CF, José Ramón Alesanco, en su presentación queda muy bien de cara a la galería. Todo aquello sobre la independencia respecto a la propiedad de la entidad y las exigencias para dar prioridad a la opinión de los miembros de la secretaría técnica por encima de las del propio Peter Lim y asesores suyos como Jorge Mendes es exactamente lo que la afición valencianista quería oír desde hace mucho tiempo. 

Pero ¡ojo!, que la hinchada blanquinegra no es tonta y sabe que desde hace tiempo, a este club sólo se le puede valorar por los hechos y no por las palabras ya que estas se las lleva el viento, sobre todo si se trata de Meriton pues ha mentido hasta la saciedad y ha engañado en la mismísima cara a la verdadera esencia del Valencia CF, su gente. Meriton ha mentido hasta la saciedad y ha engañado en la mismísima cara a la verdadera esencia del Valencia CF, su gente

Ellos mismos han demostrado, con sus acciones y su manera desahogada de gestionar el Valencia CF, que no les preocupa reconducir el rumbo perdido. La designación de Alesanco la entiendo como aquel que pone a su empleado de confianza al cargo del departamento de mayor responsabilidad en su empresa para que no suponga impedimento alguno para los tejemanejes del dueño y sus colegas. Y por más que Alesanco defienda todo lo contrario, la situación es esa hasta que los hechos no la desacrediten. Será cuestión de tiempo, para bien o para mal. Ojalá me equivoque pero los antecedentes no hacen sino llevarnos a ese pensamiento. Hasta Suso, que siempre se movía para mantener su bolsillo a buen recaudo, se hartó y acabó marchándose. 

No me cabe la menor duda de que Alesanco y Vicente llegan con la mejor de las intenciones y dispuestos a cambiar las cosas imponiendo su ley ante Peter Lim, al igual que pretendían los anteriores responsables de la dirección deportiva. Pero como suele repetir Voro, "la realidad es la que es".

Tal y como señala Alesanco, "la independencia me la tendré que ganar yo". Siempre, claro está, dependiendo de la posición del pulgar de Peter Lim, hacia arriba o hacia abajo, como todo en este santo club que va camino de alcanzar los 98 años de vida. Y es que la sombra de Jorge Mendes en el fútbol mundial es muy alargada y es cuanto menos difícil escapar de ella. 

En el peor de los casos, siempre podremos celebrar, puro en mano, el finiquito en la discoteca Luz de Gas, la cual suele frecuentar el bueno de Joan Laporta. 

CLICK PARA COMENTAR

Los 3 más

Sin contar a madridistas y culés, estos tienen mejor puntería
El Desmarque